Coaching para líderes

Durante mas de 18 años he tenido el privilegio de servir en diferentes posiciones de influencia en mi congregación. Desde líder de un grupo pequeño hasta grupos de mas de 100 personas. También he servido en el campo misionero, en ministerios de jóvenes, universitarios y solteros y ahora como evangelista en un ministerio latino en USA. Siempre he estado convencido de que lo que hago no solo es una vocación sino un llamado ¡desde lo Alto! Aun con todo lo anterior necesito entrenamiento. Pero ¿Quién no lo necesita? Los deportistas de alto rendimiento lo tienen, los niños que inician un deporte lo tienen. Una de las características de los grandes lideres es que tuvieron un mentor o coach en sus carreras.

Un coach o entrenador es alguien que todos necesitamos en nuestras vidas. Para lograr mas, para desarrollar planes, visión y actitudes diferentes. Alguien que nos enseñe a mirar las cosas desde otro ángulo.

Jesucristo fue, es y será el mejor, maestro y entrenador de todos los tiempos. ¿Cómo ayudas a liberar todo el talento y fuerza espiritual en un puñado de hombres comunes y corrientes? ¿Cómo cambias la historia de la humanidad con pescadores, guerrilleros, cobradores de impuestos, traidores y gente de no muy buena fama?

El Coaching ya sea de vida o específicamente para lideres se ha convertido en una herramienta muy útil para aquellas personas que por su influencia en sus organizaciones, familias o iglesias les ayuda a poder poner en practica sus conocimientos y desarrollar sus habilidades.

El éxito del Coaching radica en que se hace cargo de la deficiencia que cada vez mas muestran los procesos de capacitación y desarrollo. Muchos lideres son expuestos a muchas horas de entrenamiento, cursos, talleres, seminarios, conferencias de capacitación en que las personas adquieren una serie de información que una vez de regreso a sus lugares de trabajo o ministerios es difícil de aplicar.

Las razones por las que sucede esto se pueden en resumir en dos: 1) el tipo de persona que cada quien es; y 2) los sistemas en los que cada uno se desenvuelve. El Coaching de liderazgo individualizado se enfoca en estos dos aspectos y ayuda a cada persona a identificar y disolver los obstáculos que tiene para mejorar su desempeño e incrementar sus resultados.

El Coaching es para aquellas personas que buscan mayor coherencia en sus vidas y un mayor sentido a la acción, para aquellos que desean rediseñar su vida o que simplemente que no estén en satisfechos con algunos ámbitos de ella y que deseen alcanzar resultados extraordinarios o diferentes ya sean individuos o grupos dentro y fuera de la organización.

El Coaching no es:

Capacitación. El Coach no enseña ni transmite conocimiento. El Coach te ayuda a ver el mundo desde otro punto de vista y a aprovechar eficientemente lo que tú ya sabes. Aunque se puede complementar.
Consultoría. El Coach no es experto en tu área de desempeño o en tu ministerio. Tú eres experto en el contenido y el contexto de tu propia realidad, el Coach en la forma.
Asesoría. El Coach no da consejos, te ayuda a que tú encuentres las respuestas a tus dudas y la solución a tus problemas.
Terapia. El Coach no trata patologías, trabaja para llevar al cliente de lo bueno a lo excelente.
Dirección. El Coach no marca el camino. El Coach acompaña al Coacheé en su propio camino…. El Coaching no es la respuesta a todo, sino la pregunta a todo
Entonces ¿Qué es el Coaching?

El Coaching es un proceso de conversaciones cuya esencia es enriquecer el modelo mental y espiritual del que busca este tipo de ayuda y motivarlo a la acción, a través de preguntas poderosas y retroalimentación descriptiva. Trabaja con base en una relación de confianza, respeto y confidencialidad en el Coach y el Coacheé. El Coach no evalúa ni juzga, mas bien indaga y brinda al Coacheé una interpretación de su “Estructura de Coherencia” (lenguaje, corporalidad y emociones), con la finalidad de que éste identifique los cambios necesarios y tome acción para alcanzar los resultados deseados.

Algunas de las definiciones contenidas en este articulo sin duda son parte del coaching en el que fui certificado.

No pretendo decir que esta es la forma perfecta y correcta de hacer para generar mejores lideres. Pero si es una herramienta poderosa de cambio y desarrollo. Lo que si considero importante que todos podamos tener acceso a herramientas y poder usarlas para desarrollar la vida de más y más cristianos que muchas veces no saben porque continúan con patrones destructivos en sus vidas. Al igual que ayudar a miles de hombres y mujeres que sirven en posiciones de influencia y liderazgo que muchas de las veces se “queman” así mismos tratando de ayudar a otras personas y en el proceso se desgastan, renuncian o en el peor de los casos se acostumbran a un sistema y ambiente negativo que solo los encadena mas y mas al fracaso y la mediocridad. El gran problema de esto es que al ser un líder tu y yo influenciamos a otros y la influencia de un líder “quemado”, frustrado, agotado y desanimado no es la influencia que puede ayudar a que el verdadero potencial de cada persona dentro de la iglesia o de las organizaciones salga a la luz.

“Las cosas no cambian, somos nosotros los que cambiamos”

-Henry David Thoreau

Si estas interesado en conocer mas de este proceso, será un verdadero placer saber de ti a través de este medio o en mi correo personal: a.machuca.z@gmail.com

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s